”twitter”

jueves, 1 de mayo de 2014

ONE NIGHT

Tu cuello 
interminable refugio de mi conciencia,
tu cuello
interminable camino de mi deseo.
Exploré tu cuello miles de veces,
puedo sentir tu aroma a kilómetros de distancia 
porque tu cuello siempre fue mi refugio.
En noches donde la luz desaparecía 
y podía buscarte con mis manos, 
podía escucharte sin hablar
tu cuello era el pasaje de lo inolvidable.
Extraño haberme perdido en el mapa de tu cuerpo
esos días que todo pasaba
esos momentos donde la música era nuestro espacio interior,
extraño tu cuello que me traía de vuelta.